Volvió a caer “El Padrino” cuando gozaba de libertad condicional

18/06/2021

Volvió a caer “El Padrino” cuando gozaba de libertad condicional

Este viernes a la madrugada personal de la Policía Federal desarrolló una serie de allanamientos en Comodoro Rivadavia por una causa antinarcóticos.

Fuentes vinculadas con la investigación confirmaron que uno de los sospechosos detenidos es J.O.A, quien se hallaba en libertad condicional tras haber sido condenado en una causa por drogas.

El Servicio Criminológico entendía a fines de 2019 que J.O.A, condenado a 8 años y medio de prisión con penas unificadas, presentaba un pronóstico de reinserción social favorable. De ese modo, con los dos tercios de la pena cumplida, su abogado defensor pidió la libertad condicional y sin la oposición del Ministerio Público Fiscal, la jueza federal Nora Cabrera de Monella le concedió ese beneficio en noviembre último. Sin embargo, un año y medio después, la Brigada de la Policía Federal lo detuvo este viernes a la madrugada en el barrio Laprida, como sospechoso en una causa por estupefacientes.

J.O.A, quien se hizo conocido públicamente en la causa “Apadrinados”, cayó detenido este viernes a la madrugada. Estaba en libertad condicional desde noviembre de 2019, cuando la Justicia Federal le había dado una oportunidad de reinsertarse socialmente.

Su último alojamiento había sido la Unidad Nº15 del Servicio Penitenciario Federal, en Río Gallegos, en donde tras acceder a la fase de confianza había sido calificado con conducta ejemplar, trabajando en el lavadero de la penitenciaría. Y pese a que tenía inasistencia al tercer ciclo del nivel primario que estudiaba, sí participaba del taller de Bibliotecas Abiertas.

Según el Servicio Penitenciario, carecía de sanciones disciplinarias y llamados de atención, pero no asumía la responsabilidad del delito y lo asociaba al haberse “codeado” con personas incorrectas, sin autocrítica ni reflexión. Sin embargo, el Servicio Criminológico entendió por aquel entonces que presentaba un pronóstico de reinserción social favorable.

Aunque en el acta Nº 363/19, el Consejo Correccional de la U15 se expidió por unanimidad de manera negativa a la solicitud excarcelatoria de J.O.A “por poseer otra causa”, la jueza Cabrera de Monella le otorgó la libertad condicional.

El detenido cumplía una sentencia definitiva en donde se lo condenó a la pena única de ocho años y seis meses de prisión, multa de seis mil pesos, accesorias legales y costas. Con los dos tercios de la pena cumplida el 9 de julio de 2019, en virtud al estímulo educativo, con multa impaga y con informes negativos de excarcelación, la jueza Monella le otorgó el beneficio bajo las siguientes condiciones: debía residir en el domicilio del barrio Laprida de Comodoro Rivadavia, que su pareja había propuesto para que residiera; debía abstenerse de abusar de bebidas alcohólicas y de tener o usar estupefacientes y/o armas; adoptar oficio o actividad lícita, lo que debía informar al Tribunal; presentarse dentro de las 48 horas de su libertad condicional y mensualmente ante la Secretaría de Ejecución.

Y uno de los puntos más importantes que debía tener en cuenta para la posibilidad de reinserción que le daba la Justicia Federal: no podía cometer nuevos delitos o infracciones. Bajo estas condiciones -que incluso aún rigen hasta el vencimiento de la condena que será en marzo del año que viene-, si J.O.a no cumple, la jueza Cabrera de Monella le dejó en claro, que se le podía revocar el beneficio concedido.

EL PADRINO

J.O.A estuvo detenido desde el 21 de agosto de 2008 hasta el 21 de mayo de 2009. Luego quedó detenido el 26 de noviembre de 2015 en la causa “Apadrinados”. El 26 de octubre de 2016, fue condenado como autor penalmente responsable del delito de comercio de estupefacientes, a la pena de seis años de prisión.

Ya en febrero de 2011, había sido condenado como coautor penalmente responsable del delito de tenencia de estupefacientes con fines de comercialización a la pena de siete años de prisión.

El Tribunal Oral en lo Criminal Federal de Comodoro Rivadavia presidido por la jueza Nora Cabrera de Monella e integrado por los jueces Enrique Guanzioli y Ana D’Alessio, le unificó las penas en esas dos causas de drogas. El detenido en aquel momento declaró ante el Tribunal que quería estar con su familia y cambiar de vida porque se encontraba arrepentido.

Este viernes a la madrugada, un año y medio después de que recuperó la libertad condicional, la Brigada de la Policía Federal Argentina bajo las órdenes de la jueza federal Eva Parcio lo volvió a detener por su presunta participación en una causa de infracción a la Ley 23737 de estupefacientes.

Los allanamientos se realizaron en Laprida y otros puntos de esta ciudad. Como resultado de esos distintos procedimientos, se secuestraron 700 gramos de cocaína y 250 gramos de marihuana, elementos de corte, contadoras de billetes, autos de alta gama y teléfonos celulares para ser peritados, indicaron fuentes de la investigación.

Además hay otros cuatro detenidos, todos a disposición de la jueza Parcio quien en las próximas horas les tomará indagatoria. Incluso hay prófugos que están siendo buscados.

Compartí