Los salarios perdieron otro 1% en febrero

30/04/2019

Los salarios perdieron otro 1% en febrero


El ministro Dujovne confiaba en que las paritarias serían el motor para salir de la recesión. Se ve amenazado el plan de recuperación económica.

Luego de un leve repunte en enero, el poder adquisitivo de los salarios anotó una pérdida de otro 1% adicional que se suma al histórico derrumbe del 2018, el mayor desde la salida de la convertibilidad.

De esta manera, contradice las declaraciones del Secretario de Política Económica Miguel Braun -quien había asegurado que “el salario se recuperó”- y pone en jaque el plan de reactivar la economía vía paritarias con el que viene insistiendo el ministro Dujovne.

En rigor, los salarios tuvieron un incremento nominal del 2,7% el segundo mes del año, frente a una inflación que según el Indec alcanzó el 3,8%. Así, sufrieron una baja real del 1,06% que se reflejó en el pobre desempeño de la economía en febrero.

A nivel interanual, el retroceso salarial llega al 11% al contraponer una suba del 34,6% con una inflación del 51,3%.

El problema es que más allá de esta merma, el rebote inflacionario deja en evidencia la fragilidad del escenario de “brotes verdes” que había salido a instalar el Gobierno en enero, mes en el cual los ingresos de los trabajadores habían crecido por encima del índice de precios al consumidor por primera vez en once meses.

Como agravante, el avance del 4,7% de los precios en marzo, junto a las proyecciones de las consultoras que le ponen un piso del 4% al mes de abril, indican que este fenómeno se mantendrá por lo menos en las próximas publicaciones del instituto de estadísticas.

Tanto en febrero como en el cálculo de los últimos doce meses, el sector más perjudicado es el de los trabajadores informales, donde las caídas totalizan el 1,16% y 13,08%, respectivamente.

Sin embargo, a diferencia de este último mes, el informe interanual refleja que los menos afectados fueron los empleados públicos, demostrando el fuerte ajuste que está realizando el sector privado.

Mientras que los primeros consiguieron una paritaria que permitió un incremento interanual nominal del 35,6%, los trabajadores del sector privado registrado lograron un 35,3% y los no registrados un 31,5%.

Compartí