Efecto pandemia: “El riesgo de cierre y la posibilidad de quiebra es algo de todos los días”

26/06/2020

Efecto pandemia: “El riesgo de cierre y la posibilidad de quiebra es algo de todos los días”

La situación que atraviesan por estos días los comerciantes gastronómicos es crítica, algunos consideran como muy inminente la posibilidad de cerrar sus puertas, otros comentaron que ven un panorama muy complicado. Perciben que la recuperación será muy lenta, calculan unos seis meses más para retomar a cierta “normalidad”, pero que la única forma de poder sostener la actividad y las fuentes laborales es con los locales abiertos e implementando, desde ya, todos los protocolos sanitarios.

Una encuesta realizada por la Asociación Empresaria Hotelero Gastronómica de la Patagonia Central a  36 comerciantes, desprende los siguientes datos:

-Un 86.1% de los locales gastronómicos pudieron reabrir sus puertas cumpliendo con todos los protocolos establecidos.

-El 38.9% evalúa que fue positiva, mientras que el 19.4%. En tanto el 41.7% aun no puede definirlo.

-El 44.4% asegura que tras la reapertura de los locales, la ocupación de las mesas llego al 25%, en tanto que solo un 16.7% aseveró haber logrado un 100%.

-Casi el 64% de los entrevistados aclaró que a pesar de tener las puertas abiertas al público, seguirá con la modalidad de delivery y take away.

-Al ser consultados sobre la reducción de personal el 52.8% manifestó no haberlo hecho, contra un 47.2% que sí lo hizo.

-El 58.3% reconoció tener que haber recibido alguna ayuda económica para poder enfrentar esta situación de pandemia.

De esta forma, los resultados de la encuesta realizada por la AEHGPC mostraron que el 86% de los establecimientos encuestados reabrieron sus puertas cuando el Municipio los autorizó, mientras que el 14% restante no volvió a abrir y aún no sabe si lo volverá a hacer.

Los testimonios de todos los comerciantes locales denotaron gran incertidumbre y dudas respecto de la conveniencia de seguir tomando compromisos y deudas para continuar sosteniendo la situación. “La única salida a este panorama incierto es la continuidad del trabajo siguiendo con los protocolos y cuidados al respecto. No podemos retroceder ya que acrecentaría la crisis y esto sería una catástrofe para nuestra ciudad. Se caen las Pymes, se cae el motor de la ciudad”, indicaron.

En este sentido, los gastronómicos fueron lapidarios: “se tardará como mínimo 6 meses en recuperar la actividad. Estamos atravesando una situación límite, sin saber cuánto más podremos sobrevivir. El panorama a futuro es muy oscuro e incierto. El riesgo de cierre y la posibilidad de quiebra es algo de todos los días”.

Finalmente, concluyeron que “los locales no se pueden sostener solo con la modalidad de delivery. De seguir la cuarentena será muy difícil sostener los puestos de trabajo. El problema más grande es la economía de la gente, se nota que no hay plata. El panorama es malo por donde lo miremos”.

Compartí