Durante la cuarentena, la gente que no tuvo ni buscó trabajo aumentó en casi un 680%

28/09/2020

Durante la cuarentena, la gente que no tuvo ni buscó trabajo aumentó en casi un 680%

Casi 1,5 millones de personas buscaron trabajo sin éxito durante abril, mayo y junio. En esos meses, los más estrictos de la cuarentena, cerca de 2,5 millones que trabajaban o buscaban un empleo, abandonaron el mercado laboral, sentenciando la pérdida más importante de los últimos años.

Por la combinación de ambos factores, la tasa de desocupación llegó a ser la más alta de los últimos 16 años: 13,1%.

1. Durante la cuarentena, la gente que no tuvo ni buscó trabajo aumentó en casi un 680%

De las casi 29 millones de personas que viven en zonas urbanas relevadas por el INDEC, 11 millones trabajaron o buscaron trabajo, mientras que otros 17,6 millones no lo hicieron. Esa proporción entre los que son económicamente activos y los que no, que suele ser del 45% contra el 55%, pasó a ser del 38% contra el 62%.

En concreto, hubo casi 2,5 millones de personas que abandonaron el mercado laboral. Eso quiere decir que, durante el primer trimestre de 2020, habían buscado o tenían empleo y dejaron de tenerlo o buscarlo en el segundo.

Aclaración importante: para ser considerada “desocupada”, una persona tiene que reportar no tener trabajo y estar buscando activamente. Una persona sin trabajo que se quedó en su casa para cuidarse de la pandemia no es contabilizada en este rubro.

Esos 17 millones que no tienen ni buscan trabajo son, en su gran mayoría, jubilados y niños en edad escolar. Sin embargo, hay una pequeña porción que sí está disponible para trabajar, que el INDEC llama inactivos marginales. Son personas que no necesitan buscar trabajo o, directamente, perdieron la esperanza de conseguirlo y por eso dejan de buscar.

Según el último informe, llegaron a ser 807 mil las personas que estaban disponibles para trabajar, pero optaron por no buscar empleo. Un año atrás, eran 103 mil. Eso quiere decir que se heptuplicó la cantidad de gente que puede trabajar y que no tiene ni lo procura respecto de hace un año atrás.

Nota al pie: tener en cuenta que las encuestas en las que se basa el informe fueron realizadas durante los meses de cuarentena más estricta, abril, mayo y junio.

2. Las mujeres jóvenes, las más afectadas por el pico de desempleo

Un 28% de las mujeres menores a 30 años no consiguió trabajo. Es la población más afectada por la desocupación.

Por otro lado, el grupo en el que más creció la tasa de desocupación en relación con el trimestre anterior es de los varones de entre 30 y 64 años. En ese sector, la tasa de desempleo aumentó un 52% y llegó al 10%. En los últimos 5 años no se había registrado una tasa de dos cifras.

3. Casi la mitad de los desocupados perdió su anterior empleo hace menos de 3 meses

Entre el 13% de desocupados, un 5,1% lleva entre uno y tres meses de búsqueda de empleo. En este sentido, es evidente el peso específico que tuvo la crisis económica producida por la pandemia en el pico de desempleo.

A la vez, también estuvo cerca de duplicarse la participación de aquellos que llevan un semestre buscando trabajo, que pasó de 1,3% a 2,4% en la comparación entre los dos últimos trimestres.

4. Mar del Plata, la ciudad con mayor desempleo

Ahí, la tasa de desempleados llegó al 26%, el doble que la cifra general del país, según los datos más recientes. En el aglomerado más sureño del país, compuesto por Ushuaia y Río Grande, la desocupación llegó al 22%.

Sin embargo, el Gran Santa Fe fue el más afectado en los últimos tres meses. ¿Por qué es válido decir esto? Porque allí es donde más aumentó la desocupación con respecto del trimestre anterior. Pasó del 6% al 20%, casi se triplicó.

Fuente: A24

Compartí