Ampliaron la imputación contra Gonzalo Carpintero

16/04/2019

Ampliaron la imputación contra Gonzalo Carpintero

El ex secretario privado de Mario Das Neves, cobraba 35 mil pesos, pero su patrimonio es de 50 mil.

Carpintero cobraba $35 mil pero tiene un patrimonio de $50 millones. Solo tenía declarado 1.655.000 pesos.

Esta mañana se realizó la audiencia preliminar para ampliar el proceso contra la imputación por enriquecimiento ilícito contra Gonzalo Carpintero. En la audiencia el acusado no quiso declarar, pero fue asistido por su defensor Federico Ruffa, quien explicó a la prensa que se trata de la continuación de la primera audiencia: “Es la ampliación a la concreción de uno de los delitos que se le imputaban que está relacionado con el enriquecimiento ilícito. Es decir, que recién ahora, vamos a empezar nuestro trabajo defensista más concreto” explicó Ruffa; y adelantó que se determinará si la imputación estrá dentro de la causa Revelación o se iniciará un litigio aparte.

En la descripción de los hechos, los fiscales dieron cuenta de manera detallada la evolución patrimonial de Carpintero que durante 13 años –desde noviembre del 2204 hasta noviembre del 2077- solo ocupó cargos públicos con ingresos formales en concepto de sueldos que no se condicen con la evolución de sus gastos y patrimonios que incluyen desde costosos inmuebles, emprendimientos comerciales como una moderna rectificadora y vehículos hasta numerosos viajes a lugares turísticos del exterior con su familia y en algunos casos, numerosos amigos.

La investigación de Iturrioz y Nápoli también efectúa constantes cuestionamientos a los órganos de contralor del Estado provincial como el Tribunal de Cuenta de la Provincia e incluso de la Municipalidad de Trelew por donde también paso Carpintero. Cada declaración jurada de bienes al ingresar en los numerosos cargos públicos que ocupó, tuvo nulos o defectuosos controles por parte de esos organismos, según entendieron los fiscales.

Al momento de describir la forma presuntamente irregular en que se intentó “blanquear” los bienes, en la investigación los fiscales también hicieron referencia a la esposa de Carpintero, sus padres y uno de sus hermanos. Los querellantes Christian Martínez y Javier Stampone por la Fiscalía de Estado y Mario Romeo por la Oficina Anticorrupción, adhirieron a la investigación de los fiscales.

El fiscal Héctor Iturrioz, quién esta a cargo de la causa junto a Marcos Nápoli, expresó en diálogo con FM La Petrolera 89.3 MHz que Carpintero declara que “cuando se retira de la función pública en 2011 lo hace con un patrimonio del grupo conyugal de 290 mil pesos, y cuatro años, en 2015,   inicia con un patrimonio de 8 millones de pesos. No hay forma de tener un ingreso legítimo por los millones restantes. Eso, limitándonos a las declaraciones juradas, que nos costó en un principio por la cantidad de documentos existentes”. 

La investigación incluye a la evolución patrimonial de familiares directos de Carpintero, como su esposa, sus padres y uno de sus hermanos. En este sentido dieron cuenta de las adquisiciones de inmuebles y vehículos, además de la construcción de una millonaria residencia en el barrio Bonorino de Trelew y la ejecución de una planta rectificadora de motores, circunstancias que involucra a su padre. Así se refirieron los fiscales ante el juez Piñeda, de “dinero volcado en una vivienda de la calle Fray Luis Beltrán, la construcción de un taller de rectificación en la calle Cadfan Hughes y un chalet en la calle Pablo Neruda en el barrio Bonorino. Esta última con materiales de alta calidad por el que pagaron casi 3.150.000 pesos. En mano de obra pagaron durante dos años una suma total de poco más de cuatro millones de pesos”, se indicó.

Indicaron los fiscales que “entre diciembre del 2011 y el 2015 Carpintero incrementó su patrimonio 18 veces más, teniendo en cuenta además que  en el año 2012 no percibió ningún sueldo”.

Compartí